25.4.03


357.- TEORIA DE JUEGOS 4


Candidatos: los de antes, R.Sarna, L.Morfa, Monom (R-L-M).
Votantes: los mismos, ordenan a estos 3 candidatos según sus preferencias (esto es, en qué orden prefieren a cada uno), y se repite el resultado.

45 % vota el orden M - L - R
30 % vota el orden R - L - M
25 % vota el orden L - R - M

¿Quién gana? Mejor dicho, ¿¿quién debería ganar??

Según nuestras leyes, M sale ganador en primera vuelta. Con ballotage gana R, y con un sistema de puntajes, R.

Pero probemos otro sistema: si enfrentamos los candidatos de a pares, en un mano a mano, L resulta ganador: entre L y M, sólo el 45 % lo prefiere a M antes que a L (el 30% que vota primero a R se le suma a L); y entre L y R, gana L con el 70% del electorado... El mano a mano es un sistema complemente válido para definir un ganador: muchos certámenes se definen por eliminación así (los octavos de final de un Mundial de Futbol, competencias de lucha...).

¿Y no habrá otro sistema más? A ver... miramos la 1er columna, vemos cuántos votos sacó cada uno para estar en 1er lugar, y descartamos al menos votado (en este caso L). Ahora, tachamos L y queda: 45 % M - R, contra 55 % R - M... and the winner is R! (bueno, con sólo 3 candidatos, tachar al menos votado, es lo mismo que hacer ballotage entre los dos más votados, pero se puede aplicar a mas candidatos).

Hagamos al revés: miremos la última columna, y tachemos al mas rechazado: (M con 55%). Reordenamos, y gana L. No conozco sistemas electorales o juegos que se guíen por esta regla de decisión, pero sí del anterior. Uno, es el conocido juego de las sillas: N personas giran alrededor de N-1 sillas, y ante una señal, corren a sentarse. El que queda de pie, pierde y debe retirarse, y así se sigue hasta que queda una sola persona. El otro ejemplo es la elección de la sede de las Olimpíadas en el Comité Olímpico. Se vota en rondas, y se elimina la menos votada en cada una.