1.7.03


440.- LA


¿Cómo conseguir un buen LA? Agarre una cuerda y logre que suba y baje 440 veces por segundo. Listo, parece difícil, pero eso es todo.

Pero no siempre fue así, en el 1600 el La correspondía a 425 hertz, (por sugerencia de Pretorius, ya que las cuerdas no aguantaban tantas vibraciones y se cortaban). Handel compuso para un La de 423, pero algunos lo hacían para uno de 390.

Con mejor tecnología, para 1850 el La era de 450 hertz, y la música barroca ya no podía ejecutarse, sonaba mal. Lissajous, que había estudiado la mecánica y calibración de diapasones (así encontró las curvitas ésas que vieron si clickearon en Lissajous, pegando un espejo en el diapasón), propuso un La de 435.



El 440 es del siglo XX, pero ahora, la facilidad para (des)afinar, hace que se puedan cambiar los instrumentos para diferentes frecuencias sin tantos problemas.