6.2.03


297.- 10... Bxh2+!?


Decía Tal: "hay dos clases de sacrificios, los correctos... y los míos". La anécdota del hipopótamo es un ejemplo de su forma de juego: sacrifiquemos, que si no puedo calcular todo, mi oponente tampoco.

Esa clase de sacrificios, donde no se tiene claro qué va a pasar, fue lo que hizo ayer Deep Junior. Y no se compara a ninguna otra movida de un programa de ajedrez. El Fritz y el Rebel, que son los que tengo, valuaban la posición como 1.5 a favor del blanco (peón y medio de ventaja). Y los 'rivales' de Junior ya reconocen oficialmente que sus programas consideraban la posición blanca superior durante todo el partido.

La columna de Chess Base titulada "HAL o TAL?", describe el efecto de la movida de la siguiente manera: "When a machine plays something like 10...Bxh2+ against you, one thought goes through your mind. Unfortunately this is a family website and I can't print that thought here. Your second thought is, "So should I just resign?" You could tell from Kasparov's always-expressive face that he, like everyone in the room, was having painful flashbacks to game six against Deep Blue in 1997, when he was blown off the board after a piece sacrifice by the machine."